Project Description

Francis Bartolozzi

Gallico de Oro 1989

1989 BartolozziLa pintora Francis Bartolozzi, de 81 años de edad en aquel 1989, es la única mujer que por ahora ha recibido el “Gallico de Oro” y es la cuarta de la lista de premiados. Asistió al acto vestida de pamplonica y acompañada de sus hijos y nietos.

Alfredo Landa y José Joaquín Arazuri se sumaron al homenaje.

El Presidente de la Sociedad expresó que era un día muy señalado para NAPARDI porque teniendo fama de que aquí sólo entran los hombres, esto haya sido al revés y el premio haya recaído en una mujer.

Recalcó los méritos de “Pitti” conseguidos a lo largo de su carrera artística y recordó al que fuera su marido, Pedro Lozano de Sotés afirmando que “queremos traer el recuerdo de Pedro Lozano que en donde Dios lo tenga en este momento, estará disfrutando y que también queremos hacerle copartícipe aunque realmente el “Gallico” es para Francis.” En la persona de Francis Bartolozzi, NAPARDI quiso ayer homenajear a todas las mujeres de Pamplona “ya que en NAPARDI llevamos esa fama de intransigentes y machistas y realmente no hay machismo en esta Sociedad. NAPARDI es así por esa costumbre navarra del matriarcado y nosotros, también tenemos nuestro refugio aunque NAPARDI no es lo que de puertas afuera aparenta”.

La pintora, que por cierto había realizado el cartel de la Feria del Toro de este mismo año, contestó en su discurso que a lo largo de su carrera artística había recibido muchos premios pero que el “Gallico” ha sido el mejor de todos, además, para mí, ha sido muy emocionante. Este premio no ha sido sólo para mí, sino para toda mi familia porque todos hemos estado recorriendo Navarra desde que mis hijos eran muy pequeños, pintando ermitas y muchos otros sitios.

Según recogió Diario de Navarra “Pitti se encuentra en estos momentos preparando una exposición para septiembre y manifestó estar en un momento muy bueno “ya que los trabajos que estoy haciendo ahora no son de encargo y para mí es una gran satisfacción hacer lo que siento verdaderamente”. “Creo que estoy en la línea más activa de mi vida, como nunca lo había estado antes”. Piensa continuar todavía muchos años más con la pintura y afirmó que “pinto a todas horas. Desde que cogí el lápiz no lo he dejado nunca”.